“VICENTIN”, el fraude latente

Luego de algunas semanas de mantener reuniones con diferentes sectores y personas -incluidas el Gobernador de Santa Fe Omar Perotti y el presidente Alberto Fernández-, el lunes 9 del corriente en horas de la tarde, se informó a la ciudadanía mediante una conferencia de prensa la decisión de intervenir al grupo cerealero “VICENTIN” mediante un DNU.

A tal efecto, remitirá al Congreso un proyecto de ley de expropiación de la firma, que será declarada de utilidad pública.

Dicha cerealera, endeudada y en concurso preventivo de acreedores, corría el riesgo de quebrar o de quedar en manos de una multinacional monopólica. Esta imperiosa medida permitirá -entre otras cosas- la continuidad de la empresa, le dará la tranquilidad necesaria a sus más de 2.000 trabajadoras y trabajadores y garantizará a unos 3.000 productores la posibilidad de seguir vendiéndole su producción.

ESTE ES UN PASO FUNDAMENTAL HACIA LA SOBERANIA ALIMENTARIA.

Esto le permitirá al Estado contar con una empresa testigo en el mercado de cereales y consolidar una planificación estratégica, no sólo del mercado de cereales sino también del mercado de cambios. Esta poderosa exportadora de cereales y derivados de un mercado fuertemente concentrado, es una de las fuentes generadoras de divisas genuinas más importantes en el país.

El insólito permiso que el gobierno de “Cambiemos” le dio (y todavía sigue vigente) a las exportadoras para liquidar las ventas al exterior cuando se le den las ganas, provoca en el país una fuerte insuficiencia de divisas. Esto les permite especular con el alza del dólar, generando devaluaciones que llevan a que el pueblo tenga que soportar altos índices de inflación.

POR ESO EL ESTADO HA DECIDIDO OCUPAR EL LUGAR QUE LE CORRESPONDE, PARA DEFENDER EL INTERES SOCIAL.

Como integrantes de SITEBA, apoyamos enfáticamente la medida tomada por el Gobierno, ya que siempre estaremos de acuerdo en apoyar todas las políticas -sean del partido que fueren- que apunten hacia una legítima JUSTICIA SOCIAL.

Además queremos enviar todo nuestro respaldo y todo nuestro apoyo a las trabajadoras y los trabajadores aceiteros, que, por medio de su Sindicato, reclamarán al Gobierno una silla en el Directorio de la nueva “VICENTIN”.

Esto nos recuerda que hubo un tiempo en que en algunas de las instituciones bancarias públicas (y en algunas privadas también) existía el puesto de Director Gremial. El último antecedente que conocemos es muy reciente: se dio en diciembre pasado en el Banco de Tierra del Fuego (BTF), donde un trabajador y una trabajadora del mismo fueron elegidos como Director Titular y Directora Suplente en representación del personal. Una muestra de Democracia Sindical y de poner en práctica lo que dice nuestra Constitución Nacional en su artículo 14 bis: “… participación en las ganancias de las empresas, con control de la producción y colaboración en la dirección”.

También queremos aclarar que desde SITEBA no sólo apoyamos, sino que venimos discutiendo y participando de las propuestas de nuestro compañero Claudio Lozano -actual Director de Banco Nación- tanto en el proceso de investigación como de intervención de “VICENTIN”. Hay que determinar la responsabilidad del anterior Directorio, como también de funcionarixs y delegadxs que todavía continúan en sus funciones y que posibilitaron la concreción de esta descomunal estafa.

No alcanza con denunciar. Hay que sancionar a quienes por acción u omisión -reflejado en este último caso por el silencio cómplice-, permitieron que se pueda llevar a cabo este grave perjuicio para el Banco Nación, y por ende para el país.

Compañeras y compañeros, en cada oportunidad que se presente en la cual avancemos hacia la participación libre y democrática de las trabajadoras y los trabajadores en aras de la JUSTICIA SOCIAL, nosotros como SITEBA siempre estaremos presentes.

SEGUIMOS RECLAMANDO LA INMEDIATA REFORMA DE LA LEY DE ENTIDADES FINANCIERAS, LA URGENTE NACIONALIZACION DE LOS DEPOSITOS BANCARIOS Y DEL COMERCIO EXTERIOR, Y LA INSUSTITUIBLE PARTICIPACION DE LAS TRABAJADORAS Y LOS TRABAJADORES EN LA TOMA DE DECISIONES.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *